Somos los libros que hemos leído, las películas que hemos visto, la música que amamos, los ídolos que tenemos. Somos nuestros amigos y somos nuestros maestros, los viajes que hicimos y los amores que tuvimos. Somos nuestros hijos. Somos en definitiva el AQUÍ y el AHORA...

29 de enero de 2017

Un día con David Bowie








          No piensen que estoy delirando. Sí, estuve un día acompañado por Bowie después de su muerte (💀😞). Bueno, me explico mejor. Fallece en Enero, muestras de aprecio en todo ámbito cultural argentino y anuncian que pasarán parte de su obra en la calle, en pantalla gigante frente al mítico teatro Colón 🎭.

         Nos enteramos sólo los fanáticos que buscábamos en la net todo lo que dijese 
Bowie por esos días y algunos transeúntes sorprendidos por la reunión callejera (y el fuerte sonido). Al comienzo eramos unos pocos, con el correr de la tarde ya unos cuantos de pie escuchando al camaleón. Entre video y video pasaron algunas de las bellas películas protagonizadas por él donde digámoslo de una vez, actuaba muy bien.

          Luego y gracias al teléfono se sumaron mi pareja, mi hermano, su amigo y mi sobrina, todos en distintos momentos. Yo seguí estoico desde el comienzo sin parpadear ni sentirme cansado ¡Era Bowie! Además de estar todavía groggy, incrédulo por la noticia. Duraba el dolor de la pérdida.

          Mujeres y niñas con el rayo pintado en la cara, pelados panzones con remeras alusivas, una pareja mayor que se trajo sillas para ver con comodidad "El Ansia"(¿sabrían de que iba la peli?), y las jóvenes que no se cansaron de bailar sus clips.

         Unos había pegado varias fotocopias color con fotos del Duque debajo de la pantalla gigante que apenas termino todo desaparecieron. No me animé a correr y arrancar una 😰.




          Al aire libre, en un día hermoso que acompañó, terminé acostado en el piso (literal) en la última película por el cansancio al finalizar a las 00.30 de la noche (llegué a las 16.30 de la tarde), pero satisfecho con el homenaje y por hacerle honor al fanatismo hacía él.









    Una pequeña muestra de ese día: 

21 de enero de 2017

Muere George Michael






          Nunca fui fan ni de cerca de George Michael pero algunas de sus canciones (muchas a decir verdad) me gustan. Su voz ya sabemos que era de las mejores en el pop (como olvidar las versiones de Queen con él). Se fue de forma prematura y se merece mi recuerdo.

          Ser contemporáneo ayudó a esa especie de simpatía que le tenía aunque en sus comienzos 
Wham era un motivo de burla. Igual t
engo mi favorito de esa época y es ésta gran canción.


     WHAM - EVERYTHING SHE WANTS




          En su etapa solista lo empecé a respetar porque tuvo un crecimiento notable dentro de su estilo. I want your sex 
me pareció una especie de "homenaje" a Prince y todo empezó a fluir entre nosotros(?).

          Mi preferida si tuviese que elegir solo una, sería ésta canción que por supuesto debo estar a contramano de los verdaderos fans.



     
GEORGE MICHAEL - PRAYING FOR TIME





        Para terminar y como bonus track esta gran balada de calidad para justificar aún más el recuerdo de George 👍😉...



     GEORGE MICHAEL - KISSING A FOOL





¡¡¡Que año de mierda este 2016 por favor!!!

18 de enero de 2017

Una imagen vale mas que mil palabras


          Eso dicen y habrá que creerlo. Descubrí hace muy poco ésta foto y aunque sabía de su idolatría no deja de emocionarme el hallazgo.

          Buster Keaton por David Bowie. El ego de David también debe amar a Buster como para permitir esta intromisión al hombre visionario que solo se vistió siempre de "novedades".

          Parafraseando a Fito... "para mí es el amor, después del amor".




15 de enero de 2017

Bánfield, Cortázar y el Peronismo



Quedate con el que te mire como Perón a Eva...

          O "Bénfild" como lo pronunciaba Cortázar, es un barrio grande de Buenos Aires que no tiene un centro comercial decente, solo unas pocas cuadras. No deja de ser bello por sus calles amplias de casonas elegantes que se me antoja de gente pudiente y también por ser, claro, el barrio de Julio Cortázar.

          Su casa materna hoy derribada, la pluma/monumento en la esquina, su ex colegio hoy convertido en bar llamado Cronopio, uno nuevo a pocas cuadras con su nombre, algún mural. Todo huele a él por éstas calles.

          En el paseo al atardecer me cruzo con su escultura. Sabía de su existencia pero no de su ubicación y me tomó por sorpresa. Mas aún el que comparta plaza junto a las de Evita y Perón, dos enemigos ideológicos mas que nada por sus prejuicios.

          Los cabecitas negras, la masa, esos que hacían sonar "la marchita" a cada rato y que tanto enojaba al burgués ya de la capital que interrumpía su lectura y la escucha de jazz. Luego su amor en la madurez por Cuba y la revolución hicieron que revea su antiguo encono y así entender un poco mas el fenómeno. No tanto como para hacerse peronista pero si como para desdecirse en varias entrevistas en los 70's.


          Perón parece mirar con cariño a Evita. Desde lejos, Julio los contempla con aparente armonía...



- Fotos del Bánfield de Cortázar




          “Tengo la impresión de que el Frente Justicialista, más que la expresión de un pensamiento nacional, es la expresión de una pasión nacional y de una necesidad nacional. Es decir, una especie de movimiento que puede ser informe en muchos planos, al que no se puede dar una definición precisa, pero que es un movimiento. No sé si alguno de los otros partidos de raíz popular tiene una ideología más definida, probablemente sí, pero lo que no creo es que esos otros partidos representen realmente la conciencia multitudinaria de la Nación como lo hace el Frejuli. Eso que yo califico de movimiento visceral de todo el pueblo argentino hacia una especie de encuentro consigo mismo”.
          Cortázar , La Opinión 11 de Marzo de 1973.

8 de enero de 2017

Mi primer ídolo cinematográfico







          Verano del 81´, séptimo grado, cine Las Flores en Lanús. Todavía se podía ir al cine y ver dos películas al precio de una, con un riquísimo pancho en el entremedio. En la calle comercial Coronel D'Elía estaba "todo"  lo que podia necesitar un chico de 12 años. Vista hoy parece estar detenida en el tiempo, justo en ese mismo momento.

         En esos dobles turnos siempre acompañado por mi hermano menor, vi cosas como Kiss contra los fantasmas, Los Irrompibles (con actores argentinos de la tv) y Flash Gordon. Y aquí me detengo.






         Estoy seguro de verla al menos dos veces. La atracción principal era la música de Queen, ya mi primer banda favorita. Estaba lejos de conocer el personaje del comic o la antigua serie, pero me encantaban las historietas con los superhéroes clásicos de DC (Marvel casi no existía), completando la lectura iniciática con Mafalda, Patoruzito o el chileno Condorito.

         Acrecentando mi cebamiento y atento a todo lo relacionado, recuerdo al actor viniendo al pais y apareciendo en tv y conocer incluso la Bombonera calzándose la camiseta de Boca para mi éxtasis preadolescente (imagen que no logré encontrar todavía en la net).






          Época en la que Maradona jugaba en Boca y compartía foto con Queen con remera inglesa puesta (en pocos meses imposible de repetir por la guerra), a raíz del primer concierto de envergadura en nuestros país por la banda inglesa, en ese momento la número uno mundial. Pero esto de Queen daría para otra entrada.

        Todo este revival me lo recordó la película "Ted", ésa del osito 🐻 zarpado la cual no ví pero me enteré que el gran Sam Jones (Flash Gordon!) parodia ahí a su personaje clásico. 


          Vi una escena en YouTube y que viejo está. Que viejo estoy. Debería verlas.






          Me fui por las ramas pero la película es un poco ñoña con efectos "especiales" bizarros, mi gran Jones era medio madera actuando, la belleza de la tana Muti y el villano del exorcista Sidow son lo mejor. Pero la sigo amando aún hoy.


           
Preadolescencia, Maradona en Boca, Queen en Argentina, Flash Gordon en el cine, que más podría pedir...


     QUEEN - FLASH