Somos los libros que hemos leído, las películas que hemos visto, la música que amamos, los ídolos que tenemos. Somos nuestros amigos y somos nuestros maestros, los viajes que hicimos y los amores que tuvimos. Somos nuestros hijos. Somos en definitiva el AQUÍ y el AHORA...

25 de febrero de 2022

Veraneando con Maradona - Parque Municipal "El Diego"






          Santa Clara del Mar es vecina de la Mar del Plata donde vacaciono, así que me fue fácil el conocer el nuevo parque con el nombre de mi personalidad de fútbol preferida.

          "El Diego"
me llenó de alegría por el homenaje hermoso a la leyenda máxima del fútbol que no suena exagerada (monumento y mural por ahora), y porque posee juegos para niños, un polideportivo enorme en construcción, anfiteatro, zona de skates y referencias a Eva Perón y a las madres en general (muy acordes al sentimiento maradoneano), que lo hacen cálido para su visita.

          Sol, familia y ese viento de toda costa argentina hicieron de complemento para una tarde emocionante.


 



   
 PD: Mi hijo ya canta de forma imprevista ese "Dieguuu, Dieguuu" tan escuchado en su casa.



20 de febrero de 2022

Segundos eternos de felicidad


          Hay fotos que hago por el placer de la estética. Son bellas por paisaje, por un detalle, por composición. Otras son eventos que uno quiere atesorar con una intención. Pero las menos y más valiosas, son instantes mágicos que hay que estar atento para captarlos. Más un sentir que un momento azaroso.

          Son las que cuando reencuentro me dan una satisfacción instantánea, una felicidad imposible de trasladar. Felicidad que buscamos en el día a día y que sabemos -por los años transcurridos- que son breves momentos, instantes efímeros que hay que saber reconocer y que no se pueden perseguir. Son.

          Y se une a ese pensamiento filosófico que me encanta y que afirma que la felicidad pasa siempre por el otro más que por uno mismo.







15 de febrero de 2022

Semana Spinetta






          Para matizar los nervios durante el partido de Nadal (que duró más de 5 horas) y viajando en tren, fui a Spotify a relajar. Escucho Spinetta porque lo tenía abandonado y porque El Flaco es para momentos especiales. Siendo sincero, me dió mucha envidia el top 5 de Manolo de todo el año que lo incluía y el mío no. 

          La anécdota es que dada mi obsesión con toda cosa que me gusta, cada vez que escuché música desde ese momento durante toda la semana lo hice solo con su música, sin excepción. Con mi lista creada de más de 100 canciones suyas casi nunca se repitió una. Coincidencia o no, llegó también el aniversario de los 10 años de su ida. Sirva el relato entonces como homenaje en este blog que lleva el nombre de una de sus canciones.

         7 días escuchando horas a Spinetta. Fui feliz en "La Feliz".
 





     Otro homenaje por esos 10 años sin/con él, con orquesta y como siempre algo maravilloso de escuchar.

     Seguir viviendo con tu amor: Concierto homenaje a Spinetta - Tecnópolis 2022





     
PD: Ojo Spotify con lo que publicàs a fin de año sobre mis gustos...



Visto en las calles de Mar del Plata