miércoles, 31 de enero de 2007

PRINCE NASEEM HAMED



          Es un tema difícil el box. Soy de los que piensa que no solo no es bello, ni atractivo, ni nada, si no que no merece ser llamado deporte.

Tengo simpatía por algunos viejos boxeadores por la empatía con el personaje, como con el gran Bonavena, Gatica o Víctor Galíndez. El último es el bostero Roña Castro, pero no muchos más. Y todos argentinos. También odié a unos cuantos con Tyson a la cabeza.

Por eso valoro más el disfrute que sentí al conocer a un tal Prince Hamed. Para colmo es inglés, pero el arte no tiene bandera. Este pequeño hombre sí que era un artista del ring sin dejar de ser una máquina de pegar efectiva pero con estilo propio, un estilo nunca visto. Ni Alí ni Sugar Ray llegaron a este punto border propuesto por él.

          Peligroso e inteligente, así era este Prince Naseem Hamed en el ring, sexto de nueve hermanos, hijo de un inmigrante yemenita que en Inglaterra vendía golosinas.

No parecía un boxeador porque su estilo
no incluye golpes ortodoxos, ninguno con técnica clásica. Atacaba aún retrocediendo y en zig zag, esquivando golpes sin defensa, siendo peligroso por su repentización, su velocidad y su mano pesada.

Su desparpajo lo hacia ver como un bailarín con cadera rota y una espalda de mimbre. Algo raro y atractivo apoyado en una condición física insuperable.Hacía su entraba como si fuera su show exclusivo, sin ningún rival. Luces, música de boliche o rock, danza frenética y coreografía con chicas. Su entrada al ring saltando las sogas era antológica.


          Todo ello en más de diez minutos y a veces duraba más que la propia pelea. El súmun fue la vez que vestido como el jorobado de Notre Dame, entró danzando al compás del Thriller de Michael Jackson.

Un espectáculo nunca visto antes, ni después de él. Showman total.

Pero hablando solo de box, la realidad es que además de lo relatado destrozaba a todos. Los molía a golpes danzandole en la cara. Los humillaba con carisma, con una mano heavy, firmada con sonrisa provocadora, cargada de ego. Es que le guste a quien le guste él era distinto. Un "creador".


Y en los papeles campeón varias veces (peso pluma de la CMB, FIB y OMB). Hasta que un día un joven mexicano le peleó de forma rústica -muy suciamente- y le ganó una pelea. Su primera perdida luego de 36 realizadas.

Luego peleó una última vez el 18-05-02 y la ganó por puntos. Pero se retiró, ya no era lo mismo, había perdido.


GENIO Y FIGURA


          Su egocentrismo no tenía límites. Grabó cds de música rap y coqueteó con la actuación en TV. Ningún comentarista serio (es decir anticuado) lo quería: "Eso no es box" era la muletilla.

Su gran estado físico hacía que diera la ventaja de pelear sin guardia. No hacia falta si estaba adelantado un segundo a cualquier rival. "Me encanta noquear argentinos" dijo alguna vez (y tiró a tres).

Su gran ídolo era Alí y admiraba también a Maradona. Y tenía dos huevos más grandes que este blog.


En el 2007 le retiraron la condecoración de la corona real por haber atropellado a un peatón y no cumplir la condena.

Unos años antes, cuando se enteró de que le iban a dar el premio, dijo: "Era hora de que esa perra me llamara" ¡Por la reina Isabel!

37 peleas, 36 ganadas, 31 nocauts. Durante todo ese tiempo en el que reinó Prince Naseem Hamed llegué a pensar que me había equivocado y que el boxeo tenía algo de arte.

Hoy sin él, ya no...


AQUI UN VIDEO DE PRINCE QUE LO MUESTRA EN SUS COMIENZOS CON 18 AÑOS Y EL MISMO GRAN ESTILO. UN GRAN NOQUEADOR, UNA ESPECIE DE CHAPLIN VIOLENTO. DISFRUTENLO...




Si te gusta el box lee también:




martes, 30 de enero de 2007

PHIL COLLINS


Odiaba a Phil Collins. En los 80's estaba en todo lugar: en la tv, en la disco, en los programas para chicos... en todos lados. Esa voz chillona, feo, petiso, pelado y casi gordo.

Pero desde hace unos meses cayó en mi poder, casi por casualidad, un dvd de los clips de Génesis, grupo al que nunca le di importancia aunque sabía que era mejor con Peter Gabriel. Y ahí me dí cuenta de mi error.

Abacab, Misunderstanding, A trick of the tail, Many too many, Land Of Confusion, Ripples. Todos temazos que no me canso de verlos. Against all Odds, Easy lover, en su faceta solista. Resultado: me hice adicto de Phil Collins.

Y algo que no sabía es su gran sentido del humor, al límite de parodiarse como en varios videos. Tiene mucha onda Phil.

Otra es que es baterista, y que tiene el único sonido (flirt) de batería reconocible de la historia: el de In the air tonight. Valorable.

Todo esta reflección sobre Phil vino por ser hoy su cumpleaños número 57. Y por leer la página Génesis Platinum Collection del amigo Dardo (link en este blog). Un video de su etapa en Génesis y otro solista para valorar más a este simpático petiso pelado...


MISUNDERSTANDING


EASY LOVER

lunes, 29 de enero de 2007

KUBRICK en MUSE y MOGWAI

La influencia de Stanley Kubrick en todo lo que tenga que ver con el arte es innegable. Más allá de las citas cinéfilas que son muchas, su presencia llegó a los video clips también.

Algunas como anécdotas, como la del video de Génesis "Land of confussion" en la que el gorila del ex presidente Ronald Reagan lanza un hueso al aire como en 2001, que luego muta en un teléfono que atiende Phil Collins al lado de .... Prince! Todo tiene q ver con todo al final...

Otras como concepto, como en sendos videos de Muse y Mogwai, dos bandas actuales y con buen presente (en nuestro link "Diario de un viaje imposible" eligen a ambos entre lo mejor de el 2006 que se fue).

Muse toma prestado a Dr. Strangelove y su orgánica escenografía toda, en un video con mucha fuerza y un gran tema también.

Mogwai utiliza a 2001: Odisea del espacio como referente para desarrollar su climático clip. Más denso e impenetrable, con una melodía afín.

Casi como las características del propio film.

Dos muestras de la actual importancia de Kubrick y de su genio.




MOGWAI Stanley Kubrick
MUSE Time is running out

sábado, 27 de enero de 2007

Jennifer López en moto

         J.Lo, la Jennifer, como te guste, es lo más lindo que hay en la vida. En moto, cantando, con o sin gorro, bailando, con pollera o con pantalón, con el pelo suelto o con colitas... como sea.

     Antes de enojarte, refutame la idea de este mini post-excusa después de verla en acción en este video paseándose en moto por vaya a saber donde.



          I'm real (2001)


martes, 23 de enero de 2007

PRINCE y algunos de sus videos


Prince Rogers Nelson. The Symbol. TAFKAP. The Artist. Pervertido sexual, multiinstrumentista virtuoso, uno de los músicos más completos y uno de los más influyentes del último siglo.

Religioso, negro, petiso y ególatra. Un reverendo genio bah... Una recorrida de su carrera en pocos videos. Afilando la mirada, el mejor músico que conozco, en una sumatoria total de aptitudes.


PURPLE MEDLEY
Recorrido por los hits del príncipe, unidos a un ritmo vertiginoso con añadidos para la ocasión hechos por el propio Prince.

Un collar de hits, una muestra gratis en 10 minutos de todo su talento y de su gran y numerosa banda.




WHEN DOVES CRY
Como muestra de algún clip suyo, Cuando las palomas lloran de su hiper famoso disco Purple Rain de 1984. Uno de sus mejores temas y un clip con los efectos típicos de los 80's, de un artista con pocos videos decentes en su carrera.



A LOVE BIZARRE & AMERICA
Esto es del año 1986, cuando Prince tenía un séquito gigantezco que acrecentaba con temas y discos sacados con seudónimo, como este Amor Bizarro junto a Sheila E.

Temas demasiados pop o bizarros para sus propios discos. Sus shows en vivo de este momento eran orgiásticos, para muestra América del mismo año, donde toca hasta la batería.

Miles Davis decía que era como Chaplin por sus movimientos.






Más adelante seguramente más Prince... bye

STEVIE RAY VAUGHAN - Cold Shot (1984)



Ya sabemos lo que es este tejano con las 6 cuerdas. Pero no es recordado por hacer buenos (ni muchos) clips de sus canciones.

Este video combina lo mejor del slapstick (el humor primitivo de gags simples), junto a una cuidada edición y en este caso (algo primordial), un buen tema y un excelente músico.

Inusuales tomas largas que no encontramos en los actuales video clips, para lograr algo sobrio y entretenido.

Simple y efectivo podríamos decir y afirmar que no molestan los viejos efectos "especiales" por los resultados conseguidos.

Los posters de su ídolo Hendrix, su amor infinito por la guitarra, está todo Stevie Ray condensado para que podamos disfrutar de sus inigualables dedos.




CARA A CARA CON CARA DE PALO

Esta extraña nota es realizada por Humberto Arenal, un periodista de La Habana, Cuba. Decimos extraña porque pasa sin límites de una fascinada admiración hacia Buster Keaton, hasta un odio -entre mezquino e intolerante- por un cambio de opinión con su ídolo de antaño. Una extraña y simpática curiosidad.


El cine llegó temprano a mi vida. Creo que yo tendría unos diez años cuando mi padre me compró un proyector de cine manual de uso y lo reparó, con esa habilidad que siempre tuvo para arreglar los más disímiles aparatos mecánicos. Las películas de 35 mm estaban aseguradas porque mi tío Cuco, hermano de mi padre, era proyeccionista de cine (entre otras profesiones, pues también era relojero, sastre y mecánico de locomotoras como mi padre) y las traía prestadas del cine donde trabajaba.

Nuestras películas preferidas eran las de Charles Chaplin, "Canillitas" como lo llamábamos entonces. Pero también traía películas de Harold Lloyd, Rodolfo Valentino, Mary Pickford, y muchos otros. Y un día trajo como una novedad una de un actor muy singular que se llamaba Buster Keaton, pero al que le habían puesto el apodo de Cara de Palo. Era un actor muy parco, triste, en apariencia inexpresivo, sorprendente, y jamás reía.

A pesar de todo esto, hacia reír. Recuerdo muy bien el nombre de esa primera película, El navegante, porque la vimos muchas veces. Keaton venía del circo donde logró ser un consumado acróbata y también trabajó en su juventud en los music halls de Estados Unidos. Entonces yo no sabía nada de esto, lo supe después cuando lo entrevisté en 1958 en Nueva York. Era increíble, pero toda la magia del cine se lograba de la manera más sencilla: una sábana blanca, una sala oscura y un público primordialmente de niños y adolescentes que reíamos, gritábamos, hablábamos; regocijados al máximo.

Cuando me encontré con Buster Keaton en una conferencia de prensa en Nueva York le dije lo de mi experiencia personal con sus películas y le interesó mucho que le contara. Para él fue algo nuevo y estimulante saber que en aquellas proyecciones familiares su arte era altamente apreciado por aquel público ingenuo pero muy genuino. Mientras le contaba me decía: “Amasing, amasing” (Sorprendente, sorprendente), muy complacido. Y me preguntó varias veces: “¿Y entendían mis películas?” Le contesté que sí porque era verdad, aunque no le dije que su humor hermético, inexpresivo, no nos era tan grato ni hacía reír tanto como nuestro favorito, que era Canillitas.

Inevitablemente le pregunté sus opiniones sobre Chaplin, pues sabia que en una época había existido una gran rivalidad entre ambos, en la que siempre salía ganando Chaplin. Pero los había visto en 1952 trabajar juntos en Candilejas y medir sus fuerzas de igual a igual, aunque la película, lógicamente, estaba dominada por su director y actor principal: Charles Chaplin. Fue bastante objetivo y justo en sus comentarios que fueron muy parcos, que era no sólo su estilo cinematográfico sino personal.

Me dijo que Charles (siempre se refirió al otro así, usando solo el nombre) era un gran actor, un incansable trabajador, un perfeccionista. Nunca antes habían trabajado juntos, tenían estilos muy diferentes. El suyo era contenido, introspectivo y el de Charles era democrático.“Pero Charles fue muy respetuoso conmigo, me dejó hacer las cosas a mi manera”, me dijo Keaton. Quizás la verdad estuviera en que se decía que Chaplin le había dado trabajo en Candilejas sobre todo por la mala situación económica de Buster Keaton que apenas trabajaba.

Además, era sabido que durante un buen tiempo se había convertido en un alcohólico, aunque en la entrevista solo se tomó una Coca Cola. En esa época, que fue al final de su carrera y de su vida (murió en 1966) vivía haciendo comerciales para la televisión.
Le pregunté su opinión sobre Cantinflas, los había visto trabajar juntos en Alrededor del mundo en 80 días, y me respondió que tenía una mala opinión del cómico mexicano. Me confesó que lo consideraba un actor exagerado, externo. Que dependía mucho de la palabra. No creía que había hecho bien el personaje de Paspartout, que no sabía por qué el director lo había escogido.“Quizás fue porque dicen que puso una buena cantidad de dinero para el presupuesto de la película.”
El comentario era rencoroso, de mala fe. Por eso le dije que en los países de habla hispana Cantinflas era considerado un gran cómico, que hasta habían inventado una palabra aceptada por el diccionario “cantinflismo”. Y ese hombre que no sonreía fácilmente dijo con una sonrisa sardónica: “Quizás entre ustedes resulte gracioso, ustedes tienen otro sentido del humor.”

Era como para haber seguido la discusión hacia otros limites, pero en una entrevista colectiva no cabía más que dejarlo con su resentimiento. Buster Keaton había sido para mí un maravilloso recuerdo de la infancia. Una de esas imágenes preciosas que uno conserva toda la vida. Son quizás recuerdos idealizados, ingenuos, y verdaderos que uno quiere y debe conservar.Un ídolo roto, mantenido desde la infancia, es algo muy doloroso. Esa es una de las ingratitudes que puede tener el trabajo periodístico en algunas ocasiones.


Del libro Encuentros, Ediciones Unión (2002)


domingo, 21 de enero de 2007

STEPHEN CHOW - Kung Fusion 2004

Stephen Chow es hoy y después de siete películas, el hombre n° 1 del cine en China. La popularidad lo hizo una estrella, aunque también hay que reconocer que en sus films es el director, el productor, el guionista y el cerebro total detrás de su producto.

Como lo hacían también las viejas glorias como Charles Chaplin y Buster Keaton. Y a ellos es justamente -entre otros- a quienes homenajea Chow con sus comedias frescas y danzantes.

Con él volvió el slapstick, esa forma física de hacer humor. Humor primitivo y anárquico, ideal para las piruetas del kung fu, un territorio que Buster Keaton hiciera grande, un caos creativo en cadena como esta bellísima Kung fusion.


Ojo, también Chow muestra cuidado de la estética y forma tanto en los encuadres como en el montaje, nos hace acordar de otra de sus influencias directas: Stanley Kubrick.

Notable en la escena inicial y en ese interminable travelling hacia atrás. En la anterior Shaolin Soccer, es el comienzo con la pelota de fútbol y una cabeza de shaolin "alineadas" como los planetas famosos de 2001 al son de la música clásica. Aquí en Kung Fusion hay una obvia referencia a El Resplandor. Cinefilia pura. Y respeto por los clásicos.


En verdad todo esto no es ninguna sorpresa porque Shaolin soccer (2001) fue una comedia delirante y mostraba toda la imaginación que Kung fusion confirma.

La sorpresa en verdad es que Chow se supere, lo que en este caso convierte a su último film en una obra maestra. Una obra de un humor absurdo que lo emparienta con las del español Javier Fesser, creador de las excelentes El milagro de P. Tinto (1998) y Mortadelo y Filemón (2002). Es decir, un chino y un español como máximos referentes de este género. Ja.


El ejemplo más exacto de lo que pueden ser las películas de Chow, lo dió el crítico Roger Ebert del Chicago Sun Times:

"Imagine un film donde Jackie Chan y Buster Keaton se reunan con Quentin Tarantino y Bugs Bunny".

De hecho, las escenas coreografiadas de lucha, fuero
n hechas por el mismo equipo de esa fallida parodia oriental llamada Kill Bill (y también las de Matrix). Ambas imitaciones pobres de la cultura oriental.

De paso y sin quererlo, deja al ahora hollywodense Jackie Chan un poco vetusto y al borde del retiro. Y aquí se nota la diferencia, ya que cualquiera de las varias peleas de Kung superan sin despeinarse, a la grandota, central y numerosa de Kill Bill. Solo se las podría comparar en destreza e imaginación, con alguna de la serie animada Dragon Ball Z.

Relatar los gags -que son cientos- no solo sería aburrido sino imposible. El guión, con personajes entrañables y sin caer en la temida cursilería, es un poco más simple.

La lucha de la gente común contra la mafia, sin entrelíneas. Diversión pura e inteligente. Hasta el propio Chow se mantiene en un segundo plano en todo el film a pesar de ser el protagonista.


La escena de la persecución -digna de cualquier capítulo de El Correcaminos-, la lucha con los músicos, y la batalla final, son los puntos altos de una película con un ritmo sostenido, redondísima, con excelentes actuaciones de en su gran mayoría gente mayor -algunos actuaron en Operación Dragón de Bruce Lee!-, con romance, acción, humor y sin puntos flojos. ¿Algo más?.

Buster Keaton desde algún lugar del cielo y después de ver Kung Fusion, estará sonriendo...

lunes, 15 de enero de 2007

ARTE EN BOCA JUNIORS


Leonardo Lauría es un artista argentino, pintor y escritor, nacido en Buenos Aires en 1955.
Expone algunas de sus bellas obras en el hall del famoso club Boca Juniors, demostrando su amor y pasión por los colores boquenses.

"Se percibe en la obra que la pasión y la libertad fueron las musas inspiradoras de la creatividad del artista". Francisco Serrano, psicoanalista






MEJORES DISCOS DE LOS 80's



Como toda elección, sigue siendo caprichosa, sectaria e incompleta, pero con el encanto y el atractivo de toda lista sobre música.

De forma decreciente y por año, los mejores álbums de esta fascinante década.

NIRVANA
Bleach
1989

Desprolijidad, potencia, rebeldía, limitación, rabia; Cobain, canciones de 3 minutos de promedio, la lennoniana About a girl.

Pese y gracias a todo ello, Bleach es un discazo.

¿Que tenía esta banda que no era la más heavy, que no tenía el mejor cantante, que las canciones las puede tocar un principiante?. Descubrilo vos.


LOU REED
New York
1989

El poeta oscuro -un poco menos sombrío que de costumbre- le canta a su ciudad amada. El rey de las calles neoyorkinas esta con las guitarras afiladas y más rocker que nunca. El característico autismo encuentra su punto justo en Dirty blvd., Good evening Mr. Waldheam y Strawman. Potente.

QUEEN
The Miracle
1989

Cuando todos daban a Queen por muertos, se produce "el milagro". Rockeros, con la voz de Freddie como en sus mejores tiempos y la guitarra de May en un discreto segundo plano.

Inclinados definitivamente al pop, la intro de Breakthru estremece.

Scandal y The Miracle son sus puntos altos, junto al operístico Was it all worth it conformando un gran disco.


B - 52'S
Cosmic thing
1989

El histrionismo de Fred Schneider combinados con los mejores coros femeninos posibles, da como resultado un disco irresistible.

Canciones cósmicas, perfectas; es imposible elegir una sola de muestra. El disco pop más redondo y perfecto de toda la década, y no estoy exagerando.


LENNY KRAVITZ
Let love rule
1989

Sabemos que Lenny bebe de la misma fuente de Lennon, Prince, Sly Stone, remezclado todo con el rock blanco a la Zeppelin y los furiosos solos de un Hendrix.

Let love rule se torna un diamante en bruto, una buena muestra del poder de "canción" de Kravitz.

Emulando a su ídolo ochentoso (¡Prince, quién si no!), toca todos los instrumentos pero lo valioso de Lenny, es su gran voz (ideal tanto para la balada como para el rock furioso) junto a su faz compositiva tanto musical
como letrística. Sittin' on top of the world, Does anybody out there even care, Be, Freedom Train y el mismo Let love rule, son los puntos salientes de un disco excelente, teniendo en cuenta el debut absoluto.

PIXIES
Doolittle
1989

Que se puede decir a esta altura de una banda tan radical, atractiva e insondable como los Pixies.

Creadora de grupos como Nirvana, solo puedo agregar que en la compilación de grandes éxitos propia (Death to the Pixies), se incluyen ¡6 temas! de este Doolittle.

O la querés o la odias, así es la banda Pixies. Nada más.




TIN MACHINE
Tin Machine
1989

Como casi siempre, David nos preanuncia lo que luego vendría. Primer disco grunge de los 90'.

Cansado de perder el rumbo durante un tiempo, se esconde detrás de una gran banda con el espíritu de un power ensayo.

La fuerza pareciera estar desatada calculadamente y de forma circular en todo el disco.

Melodía y profundidad en Prisioner of love, Amazing y I can't reed, pero la síntesis perfecta del álbum la da Pretty Thing: rítmico, suciamente desprolijo, caótico, entrecortado y a todas luces irresistible.


MERCURY/CABALLÉ
Barcelona
1989

Solo Freddie Mercury (y su personalidad avasallante) podía embarcarse en un proyecto de estas características... y salir airoso.

Desde las operetas setentistas de Queen (como no recordar Rapsodia Bohemia) que germinaba lentamente este disco.

La combinación entre una de las más grandes voces líricas como la española Monserrat, junto a la mejor voz del rock de siempre, solo puede dar como resultado esta muestra de refinamiento, buen gusto letrístico, el exquisito piano de Mike Moran, y unos temas (que salvo curioamente el que da título al disco) rozan lo sublime por donde se lo mire.


KEITH RICHARDS
Talk is cheap
1988

El alma de los Rolling Stones se despacha con un álbum deudor mas del blues que del rock, sorprendiendo por fineza y sensibilidad, ajenas hasta el momento en este personaje. La fuerza se ve reflejada en el sonido de su guitarra poderosa y en la gran banda interracial que lo acompaña: los X-Pensive Winos. La versatilidad la demuestra en un tema como No mistake, en que se luce por su profundidad y buen gusto.

TERENCE TRENT D'ARBY
Introducing the hardline acording to TTD
1987

La mezcla de funk, rythmun & blues y gospel, desplegados con sutileza entre un Jackson y un Prince, pero a la vez con un toque personal, causaron sensación en el 87'.

¿Donde quedó este gran showman y cantante?

El egocéntrico Terence dijo en sus primeras declaraciones, que su obra era "el mejor disco debut de un artista en la historia." Creo que tenía razón.


INXS
Kick
1987

Un collar de hits de esta aplanadora australiana. Rock stone con glamour, pasado por una pátina de pop moderno.

Carisma y una gran voz en Michael Hutchence, una banda aceitada que destacaba en vivo; solo eso -y todo eso- era INXS.

También la guitarra de I need you tonight, la batería de New sensacion, el saxo de Never tears apart. Lo de después de Michael, ya no cuenta...



GEORGE HARRISON
Cloud nine
1987

El siempre señalado como el menos talentoso de los fab four, se luce en Cloud nine. Todo el disco está bañado por ese pop melaconcólico, tocado con la simpleza y sentimiento que evocan tiempos pasados.

El superhit Got my mind... es el más recordado dentro de un grupo de temas exquisitos, sobresaliendo todas las baladas por igual.

Más cerca de John que de Paul, y desmintiendo que era el menos inspirado de los fabulosos cuatro.


PRINCE
Sign of the times
1987

Sigue manteniendo al día de hoy la fama de una especie de biblia negra del funk moderno. Una amalgama perfecta de estilos e influencias reconocibles a simple vista, pero no por ello menos sorprendente.

Disco doble que recorre el rock, el funk primitivo (Housequeake) y la balada calienturienta marca Prince.

Tampoco nadie puede olvidarse del show perfecto (repito: "perfecto") y homónimo que acompaña a este disco. Prince combina como nunca sus dos pasiones primordiales, el sexo y la religión en partes iguales, con una cohesión que le costaría mucho volver a repetir. If I was your girlfriend es uno de su temas emblema. Sign of the times: amén.


BILLY JOEL
The Bridge
1986

No es el mejor álbum de Joel (52n street de 1978 lo es) pero es una buena muestra de su poder como compositor y su destreza en el piano; además de creador de hits instantáneos. Fuerza en la Springsteniana A matter of trust, épico en This is the Time, grandísimo en el blusero Baby Grand (el mejor tema del disco) con el gigante Ray Charles. Éste, junto a colaboraciones de Cindy Lauper y Steve Winwood, engrandecen aún más The Bridge.

DARYL HALL
Three Hearts In The Happy Ending Machine
1986

Con este álbum, el rubio soulman demuestra que era el 100 % del dúo Hall & Oates, que azotaran todos los rankings en los 80's con canciones pop perfectas. Aquí repite la fórmula pero con una mirada mas personal, que conforman un disco integral, más que meros hits.

Dreamtime y su rara orquestación, Foolish pride parece de su eterno grupo, es de una sensibilidad y fuerza inédita hasta el momento. El fracaso de ventas hizo que volviese a lo seguro.



STEVIE RAY VAUGHAM
Live alive
1986

SRV juega en las grandes ligas, al lado de un Hendrix o de un Clapton. Todos sus discos son una muestra cabal de talento, pero el tipo descollaba en vivo. Live alive demuestra su pasión por ese blues rockeado tan particular.

SRV destroza la guitarra sin romperla, opaca la labor de sus sólidos compañeros de banda, rinde homenaje a dos de sus ídolos (Supersticion de Wonder y Voodo Chile de su amado Hendrix) y de paso les demuestra a los actuales guitarristas famosos (Vai, Satriani) que el virtuosismo sin pasión no sirve de nada. Y también que lo bueno... dura poco.


PETER GABRIEL
So
1986

El Gabriel post Génesis es un artista maduro, interesado también por la imagen (son excelentes los videos de este disco) y musicalmente ambiguo entre la teatralidad de su ex banda y la gran comercialidad del pop actual.

El superfunky Big Time, el bello dueto con Kate Bush (Don't Give Up), Red Rain, In your Eyes... se podría continuar alabando uno a uno todos los temas de So.


MILES DAVIS
Tutu
1986

No es uno de sus grandes discos, pero cualquiera de Miles Davis merece estar en una lista de lo mejor. Igualmente por Full Nelson (homenaje a Mandela con ritmo Prince), el hipnótico y bellísimo Backyard ritual y el Tutu del título, hacen de esta experiencia jazz a base de máquinas de ritmo, un discazo.

EURYTHMICS
Revenge
1986

La andrógina Annie Lennox y el productor James Stewart conformaban el mejor dúo electro/pop británico de los 80's. Luego del más rocker y también valioso Be tourself tonight, vuelven a las fuentes en este armonioso collar de hits, con gusto a soul del bueno. Sentimiento, un sonido increíble, equilibrio y sobre todo, madurez. Aparte, Annie es una cantante del carajo.

JANET JACKSON
Control
1986

Curiosamente, cuando la hermanita se inicia en la música no tomó como espejo a su deforme hermano, si no a su rival más acérrimo: Prince. Mucho tiene que ver Jam y Lewis, los productores y antiguos colaboradores del morocho púrpura.

El intenso groove (What have you done forme lately), las letras subidas de tono (Nasty) y unos ritmos a la altura de Michael (The pleasure principle) hicieron de este debut y de Janet, algo para tener en cuenta.


Run-D.M.C.
Raising Hell
1986

Los Run-DMC desvirgaron al mundo del ahora famoso rap-rock (guitarras metaleras sobre loops de baterías) y crearon a monstruos como los Beastie Boys. 3 millones de discos vendidos, ritmos hipnóticos (It's Tricky) y de paso, tuvieron hasta tiempo y paño de sobra, para resucitar a los viciosos Aeroshmith en un antológico video. De nada Tyler.

JOHN COUGAR MELLENCAMP
Scarecrow
1985

Con una larga carrera y discos parejos, pero siempre a la sombra del boss Springsteen, John Cougar con su Scarecrow supo ganarse también un lugar entre los croners yankis de raza (y también vendedores).

Mucho más rocker y rítmico que el propio Bruce, lo parodia y supera en Rock in the USA y en gran parte del disco. También actúa y lo hace bastante bien.


THE POWER STATION
The Power Station
1985

Un seleccionado de músicos en un emprendimiento hiper-comercial: mal comienzo. La mitad invisible de Duran Duran junto a Rober Palmer y el batero sesionista Thompson, parece a primera vista más una resta que una suma.

El disco es una combinación de rock duro, visceral, con un sonido demoledor y la voz de Palmer a tope. Álbum redondísimo, casi sin puntos flojos, y un par de temas para el recuerdo. Quién no recuerda Get in on y Some like it hot. De paso aplastaron a Arcadia, la otra incisión invisible de los Duran Duran.


SIMPLY RED
Picture Book
1985

Simply Red sorprende con este soul inglés y blanco, cantado y tocado con la pasión de negros. Todo obra de Mick Huchnall, y no solo por ser suya la letra y música.

Obra política, anti Margaret Tatcher, ecléctica en estilos y a todas luces completa. El tándem Jericho, Heaven (Talking Heads), Money too tight to mention y Holding back the years; hicieron de ésta la banda del año en el reino unido.



MADONNA
Like a virgin
1984

Madonna a pesar de esa imagen entre niña y puta (y ahora a la distancia), nunca fue más querible y sorprendente como cuando fue esa chica material.

Alejada de su disco debut naif, ofrece su cuerpo y su imagen explotados convenientemente en los video clips, junto a un pop estridente y comercial... pero encantador.

Like a virgin, Material girl, Angel, Dress you up y una constante de ahora en más en su vida: hits, hits, hits.


PRINCE
Purple rain
1984

Purple Rain es un hecho que se da pocas veces en un artista. Hubo una semana de 1984 en que Prince era número uno en el ránking de singles (When doves cry), de discos y de películas (ambas con este Purple Rain, hecho solo igualado por Elvis Presley y The Beatles).

Pico creativo y de ventas, espectacular y sólida banda (The Revolution), film exitoso (más de 70 millones de recaudación) que acompaña y representa al álbum casi como un clip gigante.

Let's go crazy, The beautiful Ones y la instrumental Computer Blue, nos muestran bellas melodías y el buen gusto de este príncipe púrpura que con este disco, vive uno de los picos creativos de su carrera.


BRUCE SPRINGSTEEN
Born in the USA
1984

Ese sabor de campo, la aspereza del hombre rural y trabajador con sus logros y miserias, impregnan todo el disco tanto como esa voz pastosa marca Springsteen.

El patriotismo exagerado del monocorde Born in the Usa no llega a empañar ni el álbum ni el cariño por el boss.

Lleno de hits (Glory Days, Dancing in the dark), Bobby jean pone la emoción y My hometown el digno broche autobiográfico.


CINDY LAUPER
She's so inusual
1983

La contracara anti-cool de Madonna (gordita, buena voz) puso a su dance pop elaborado, sensible y entretenido; cuatro veces en el top 5 USA.

Esta chica con la nota aguda más alta (antes de Maria Carey), era algo más que sus pintorezcos videos y su pelo en tres colores.

She bop, Time after time y un excelente cover de Prince (When you were mine). Las chicas solo quieren divertirse...


DAVID BOWIE
Let's dance
1983

Con esto David Jones se convirtió en el ídolo masivo que siempre quiso ser.

Lejos de las experimentaciones de su etapa berlinesca, se destapa con un disco bailable combinando la new-wave de principios de los 80's, con los solos apocalípticos de guitarristas famosos -Stevie Ray Vaugham- a la usanza del contemporáneo Thriller.

El duque blanco pasa de oruga a mariposa, con vistosos trajes a medida y tintura capilar. Justamente Ricochet, con su gravidez tántrica, desentona en el disco por ser un deja-vú de su etapa pasada.


MICHAEL JACKSON
Thriller
1982

Mas allá de lo que vendió (el más vendido de la historia) y de sus videos que marcaron un antes y un después en la tv; Thriller tenía música. Y de la buena.

Aparte de los inoxidables e hiperconocidos Beat it, Billy Jean y Thriller; había pop burbujeante en Baby be mine, Human nature (versionada por Miles Davis!) y P. y T.

Añoro el tiempo en que Michael era cool, negro e inofensivo.


GRACE JONES
Nightclubbing
1981

Nunca se supo bien que era Grace Jones: modelo, músico, actriz, artista... ¿alien? Mas allá de todo, con esta gran mezcolanza dance-pop con temas de Bill Withers (Use me), Iggy Pop/Bowie (el Nightclubbing del título), el Demolition Man de Sting, la variación con bellos arreglos del tema de Piazzolla (Libertango); logró un disco divertido y a la vez serio, importante y no, una rareza si se quiere pero que escondía una excelente producción y mucho talento conjunto.

También asoma algo indudable: Grace tiene una gran voz.


QUEEN
The Game
1980

Con The Game se acercan al rock clásico, más yanki si se quiere, alejados del anterior y zeppelinezco rock con vetas operísticas de los comienzos.

Temas radiales que no sobrepasan los cuatro minutos, rockitos en forma de golpes directos y efectivos.

Another one bites the dust, con una gran línea de bajo y Dragon Attack, permiten ver lo que son capaces de ser individualmente y en conjunto, siempre con el sonido característico de esa gran guitarra comandada por el luthier Brian May, y la aún hoy inigualable voz de Freddie Mercury.


GENESIS
Duke
1980

Editado en 1980 fue el primer Nº1 de la banda britanica ahora liderada por Phil Collins, junto a Mike Rutheford y Tony Banks.

Lo mas interesante de este disco no es solo la madurez que logra Collins como compositor y vocalista, sino también el quiebre que produce entre dos grandes etapas de la agrupación.

A partir de esta placa ya no será más una banda de rock progesivo, temas como "Misunderstanding" o "Turn It On Again" demuestran que la formación alguna vez liderada por Peter Gabriel, toma un nuevo rumbo hacia el pop y así logra nuevos fans, mayores ventas y la difusión masiva de sus singles que logran el top ten de los rankings. por Dardo Razzo


PRINCE
Dirty Mind
1980

La mente sucia de Prince hizo crear el sticker de advertencia para padres y menores. El sucio techno rock y principalmente las letras escabrosas (Bambi = incesto), hicieron posar los ojos por primera vez en este lascivo enano negro.

La actitud descarada, el lenguaje desmedido, la pasión por confundir a la audiencia con sus juegos de ambigüedad y grandes temas hicieron el resto. Con Dirty Mind comienza el mito.


ALAN PARSONS PROYECT
The turn of a friendly card
1980

Escuchar este disco es transportarse a una vieja y buena película épica; a un territorio lejano y onírico; como a una especie de Odisea espacial musical.

La suerte de una buena carta es una obra conceptual dominada por el lirismo, y por la gran orquesta dirigida por Andrew Powell. Místico.



BOB MARLEY
Legend
1984

JOHN LENNON
The John Lennon Collection
1982

SLY & THE FAMILY STONE
Anthology
1981

No es bien visto el colocar grandes éxitos en este tipo de listas. Estos tres casos exceden la explicación pertinente por ser referentes de su generación (ni hablemos de década), y seguir influenciando ahora mismo la nueva música. Sylvester Stewart (Sly) además de ser un excelente músico, letrista profundo y showman; es el espejo donde se miran todos (dije "todos") los músicos negros desde los 70's hasta el día de hoy; desde Wonder y Prince hasta Andre 3000, pasando por Kravitz. Todo dicho.

Legend, refleja la rica vida y el mensaje imperecedredo de esa especie de Che jamaiquino que es Bob Marley; aparte de hacer conocer el reggae hasta el infinito y más allá.

Que se puede decir de Lennon y su Collection. Su sensibilidad, poesía y riqueza interpretativa entre otras cosas, trascienden la música para convertirlo en un ícono de la historia, no solo del rock, si no del planeta tierra.