Somos los libros que hemos leído, las películas que hemos visto, la música que amamos, los ídolos que tenemos. Somos nuestros amigos y somos nuestros maestros, los viajes que hicimos y los amores que tuvimos. Somos nuestros hijos. Somos en definitiva el AQUÍ y el AHORA...

Fans del Arte

08 marzo 2021

Ser peluquero 1 / Inicios





Oh, esa juventud... 




          Observaba con envidia a los peluqueros que trabajaban en fondo del local donde yo lo hacía. Mientras acomodaba ropa y separaba las camisas por color, los veía charlando y riendo con sus clientes. Yo también atendía con empatía pero era de una forma distinta, a años luz de ellos. 

          Siempre fui creativo con las manos así que de ahí a pensar que yo lo podía hacer –y bien- un solo paso. Fui a hacer el curso luego del trabajo, me recibí con especialidad en hombres y niños y estuve unos veinte años en el oficio con satisfacción. 

          Quise ser peluquero por la alegría de serlo, por el vínculo con la gente y no por el dinero o la profesión en sí. Nunca lo había pensado de esa manera y me gusta.


     Continuará...


El que sabe cortar, corta donde sea...



Más del tema: 


Ser vendedor de ropa 


Conocí a Hrabina en el local



46 comentarios:

  1. Pues es una razón de peso. Yo no podría haber trabajado delante de una mesa sin contacto humano... son formas de ser. Un buen peluquero es como un noticiero, un opinador, consejero y psicoterapeuta.

    Abzo

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Nunca lo había pensado así. Si tenía ganas de hacer alguna entrada sobre ésto. Abrazo master

      Borrar
  2. Que tal JLO!
    Ahora no recuerdo si ya lo mencionaste en alguna entrada anterior, posiblemente si, a veces la memoria ya me falla...jeje
    Yo cuando voy a cortarme el pelo (ya llevo muuuchos años visitando al mismo...) siempre acabo soltándome unas charlas muy amenas, al final con el paso del tiempo se crea una relación casi de amistad.
    Saludos y feliz semana!

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Esa va a ser un poco la idea de alguna otra entrada, el comentar ese lazo que se hace en la peluquería entre peluquero y cliente. Abrazo Fran!

      Borrar
  3. Que interesante revelación, algo que nunca habías contado.
    Está bien hacer lo que a uno le gusta.
    Saludos.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Lo mencioné en alguna entrada personal pero uno no se puede acordar de todos los blogueros ja, yo no se que hace cada uno en el 90% de los casos. Abrazo amigo!

      Borrar
  4. Ohh sorprendente!
    Me encantó este post!
    Quiero saber más.
    Un beso!

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. No se si hay mucho para contar pero voy a hacer alguna entradita mas sobre el tema ja... besos para vos Luna!

      Borrar
  5. Me parece algo dificil, el publico infantil no es fácil pero la ilusión obra milagros. Que bien que nos lo cuentes acortas la lejanía. Abrazos

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Aunque no es algo que hago hoy en día me gusta recordarlo. Me gusta recordar todo bah, es la vejez Ester jaja... besos

      Borrar
  6. Nada como hacer aquello que a uno le hace feliz, ¡qué bueno!

    Y qué bueno eso de que tras salir del trabajo te pusiste a estudiar, porque querías y sabías que podias, un aplauso para ti :)

    Me has dejado con las ganas jaja ya deseando que continúe.

    Besos para vos, JLO

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Hay alguna que otra anécdota pero bueno, no quedó claro que es algo que hacía y no que hago aunque corto el pelo ocasionalmente. Besos para vos como siempre!

      Borrar
  7. Que bueno, tienes una profesión donde poner guapos a las personas es una maravilla, a parte que trabajar cara al público te da mucha experiencia para conocer al personal. Vamos que a veces vas a la peluquería y parece que sales del psicólogo ajaja , te has desahogado de tus cosas y te han comprendido. Me alegra saber este detalle de ti gracias por compartirlo. Y una cosita por ser amigos nos harás una rebaja el dia que nos corte el pelo ajja . Un besote y es broma muak.

    ResponderBorrar
  8. Es un arte y mas con los niños que no paran de moverse, algunos adultos también, je,je.
    Un abrazo, buena semana 😄

    ResponderBorrar
  9. la de anécdotas que debes tener. con los peluqueros que me han atendido siempre he mantenido con ellos una charla amena y ellos siempre han puesto una gran atención en su trabajo a pesar de que hablaban con varias personas a la vez. y nunca una queja y conversaban generalmente de fútbol, música y del quehacer político del día.

    un abrazo.

    ResponderBorrar
  10. Para ser peluquero de niños hay que ser una buena persona. No me preguntes por qué, pero lo tengo claro.

    Felicidades.

    ResponderBorrar
  11. Bueno ser peluquero, porque además de oficio es un arte. Pero no todos podemos ser peluqueros, por aquello de que en peluquería, no funciona el dicho de echando a pique se aprende. Un abrazo desde mi cubil colombiano. Carlos

    ResponderBorrar
  12. El peluquero y el tabernero, tienen en común que ambos saben más cosas ¡Que la misma Policía!

    Acabo de conocer otra faceta de un amigo

    ResponderBorrar
  13. De los oficios más entrañables... Impresionante actitud, JLO.

    Abrazo más que grande.

    ResponderBorrar
  14. Ser peluquero es una buena profesión que no a todos les gusta, pero se gana bien y conoces y sabes muchas cosas además de que si lo haces por amor al arte te llena el alma de satisfacciones. Saludos amigo JLO.

    ResponderBorrar
  15. Un oficio de cercanía y confidencias. Una profesión muy bonita, sin duda.

    A ver... Un abrazo

    ResponderBorrar
  16. Hola.
    Lo mejor de este muhndo es tener un trabajo que sea nuestra vocación, porque ya no solo es un trabajo, es una forma de vida.
    Feliz día y me encantan las fotos.

    ResponderBorrar
  17. Hola, JLO
    Lo mejor del mundo es disfrutar haciendo lo que más te gusta. Una buena profesión la que tienes.

    Un abrazo y besos.

    ResponderBorrar
  18. Es un arte, cortar el pelo, pero la parte humana del trato con los demás aún más.

    Me parece profundo el enfoque da la profesión que has detallado aquí.

    Un abrazo.

    ResponderBorrar
  19. Te felicito por tu trabajo y vocación, creo que eres muy afortunado te mando un abrazo grande :)

    ResponderBorrar
  20. Cuando veo niños en la peluquería siempre sufro por el profesional, mi peluquera es una star, flipo con lo bien que los maneja, y consigue que incluso ellos se diviertan, aunque yo sufra igual.

    ResponderBorrar
  21. Pues una buena profesión y con mucho arte,
    Un beso.

    ResponderBorrar
  22. Recuerdo de niño que sacaba de quicio a mi peluquero porque no dejaba la cabeza quieta. Uno de mis mejores amigos es peluquero: mi hermano. Los dos estamos calvos y a veces toma un cartapelos que va desde la nuca hasta la frente y de un lado al otro. Cuando el termina conmigo, empiezo yo con el. Pero si tienes vocación de peluquero, el tiempo se pasa volando haciendo lo que te gusta y hablando con clientes que tienen mucho qué decir.

    Saludos

    ResponderBorrar
  23. Me encanta conocer de mis amigos blogueros,a esperar por más,cariños.

    ResponderBorrar
  24. Se me da fatal el pelo, el mío y el de los demás. Y a veces soy de las que lee mientras le cortan el pelo para no tener que hablar... nunca podría ser peluquera 😅

    Besos.

    ResponderBorrar
  25. Qué sorpresa, el peluquero es también psicólogo, sin duda. Yo odiaba ir a la peluquería de niño, me gustaba llevar el pelo largo, ahora tampoco me gusta mucho, la verdad, pero reconozco que es una profesión que hay que tener algo de vocación y tiene su encanto, es cierto.

    Espero más entregas, JLO.

    Abrazo.

    ResponderBorrar
  26. Ser peluquero es un trabajo creativo donde la imaginación está a la orden del día. Me gusta tu entrada, JLO.

    Mil besitos y muy feliz noche.

    ResponderBorrar
  27. Y qué bien sienta y estimula los vasos sanguíneos un buen masaje en el cuero cabelludo cuando te lavan la cabeza...

    Salud.

    ResponderBorrar
  28. Cuando aparece la vocación, lo mejor que se puede hacer es perseguirla. Y lo mejor que te puede pasar es conseguirla. Me alegro de ello :)

    Muchos besoos.

    ResponderBorrar
  29. ¡Cuánta juventud en esas fotos!
    Las dos preguntas que me surgen son: a) ¿por qué dejaste de serlo? b) ¿no te dan ganas de volver al ruedo? (en caso de que no cortes pelo cada tanto)

    Tengo ganas de ver cómo sigue esto en una segunda parte.
    Ah, otra pregunta ¿esa moto era la tuya?

    Ya sabés que conmigo no vas a tener mucho laburo de peluquero. Pero soy de esos que pasa por la peluquería y se queda un rato hablando con el peluquero. Eso hice recién desde la puerta con mi vecino el peluquero Jorge (desde lejos no solo por la pandemia, sino porque yo estaba paseando el perro).

    José Luis... es nombre de coiffeur

    Abrazos

    ResponderBorrar
  30. Con el confinamiento me he vuelto una experta en cortarme el pelo a mí misma.
    Las primeras veces hubo algún trasquilón... pero total ¿Qué importaba? nadie me veía... jajaja

    Besos.

    ResponderBorrar
  31. Me ha encantado tu entrada, yo soy una persona que trabaja cara al público y a veces satura, aunque la verdad a mi me gusta. Un saludo.

    ResponderBorrar
  32. Que bueno, hiciste algo que te gustaba y te hacia sentir bien, y siempre bien aprovechada esa habilidad. Un beso

    ResponderBorrar
  33. 2021 Hola, JLO
    De haber conocido antes tu historia, te hubiera consultado para cortarle el cabello a mi esposo; he tenido que hacerlo durante la pandemia; no me ha ido tan mal :)
    Cordiales saludos

    ResponderBorrar
  34. Trabajé seis años de pie, y estaba loco por hacerlo sentado. Lo conseguí... y no me arrepiento.

    ResponderBorrar
  35. Uno ha de trabajar en lo que siente si es posible. Puedes tener todos los estudios del mundo, haberte preparado para ser astronauta pero igual teniendo un huerto y vendiendo hortalizas eres es ser más feliz y maravillosamente sentido del universo.
    Eso es lo que cuenta.
    A mí también me gusta mucho el contacto con la gente. Lo disfruto en mi trabajo.
    Un beso.

    ResponderBorrar
  36. Que lindo lo que cuentas JLO!
    siento que cuando uno hace lo que realmente le apasiona no le pesa tener que ir a trabajar y eso es por demás de importante. Seguir los caminos que nos manda el corazón por lo menos cuando podemos, porque hay gente que no tiene elección y es muy triste tener que mendigar por trabajo. Pero recibir una remuneración por lo que nos gusta, es en verdad un premio. Un abrazo grande y que tengas un excelente inicio de semana!!!

    ResponderBorrar
  37. Hola Jlo , que entrada más tiernas y bonita como solemos decir aquí en España , "Eres aprendiz de todo y oficial de nada" y que gran verdad , eso que dices , el que sabe cortar bien el pelo lo conta donde sea , yo tengo a mi peluquera de confianza que de vez en cuando se le escapa la tijera y raro es que no llegue a casa con un trasquilón , pero como decía mi abuelo " El burro mal trasquilao a los 40 días igualao" jajajajajajaj que bueno y sabio era mi abuelo , me a gustado mucho tu entrada , por cierto son una fotos muy bellas , supongo que son tus hijos y tú esposa.
    Te deseo una feliz tarde , besos de v...flor.

    ResponderBorrar
  38. JLO:
    me he cortado el pelo en alguna ocasión, pero me quedó un estilo un tanto "desigual", jajaja.
    Salu2.

    ResponderBorrar
  39. mi marido es peluquero.Creo que a todos los peluqueros les gusta que los demas hablen,mas que hablar ellos.

    ResponderBorrar

Gracias por tu opinión!